Derechos de la mujer privada de libertad

Derechos de la Mujer Privada de Libertad

Defensoría Penal Pública: la defensa penal es un derecho de todas y todos

La Defensoría Penal Pública es la institución que entrega defensa penal, a través de sus abogados defensores y sus defensores penitenciarios, a todas las personas que lo requieran y que no cuenten con un abogado particular de su confianza.

El compromiso de la Defensoría es el de proteger sus derechos, independiente de su situación económica, social o cultural.

Si usted está privada de libertad y está embarazada o tiene un hijo o hija menor de dos años, tiene derecho a:

  • Entrevistarse con su abogado defensor, quien le explicará el estado de su causa y lo que necesite saber.
  • Permanecer con su hijo o hija en el centro de detención, separados del resto de la población penal.
  • Mantener todos los derechos sobre su hijo o hija, aunque Gendarmería sea responsable de la seguridad de ellos.
  • Que su hijo o hija reciba atenciones de salud (controles y vacunas).
  • Que su hijo o hija asista gratuitamente a la sala cuna o jardín infantil, que puede estar ubicado dentro o fuera del centro de detención.
  • Solicitar que el padre u otros familiares mantengan relación directa y regular con el niño o niña. 

-Contar con la orientación del abogado defensor para solicitar:

  • Libertad condicional.
  • Rebaja de condena. 
  • Abonos de prisión preventiva. 
  • Permisos de salida.
  • Unificación de penas.
  • Traslados intrapenitenciarios.
  • Reclamos ante castigos. 
  • Asistencia médica.
  • Omisión y eliminación de antecedentes.

Defensa de personas extranjeras y migrantes

Derechos de la Mujer Privada de Libertad

  • subir
  • imprimir
  • volver